Jueves, 22 Noviembre 2018 00:00

Por Luisa

En el día de ayer falleció la luchadora social Luisa Cuesta, madre de Nebio Melo quien fuera detenido y desaparecido en Buenos Aires en el año 1976.

El Servicio de Información de Defensa (SID) pidió la captura de Nebio en 1973 por lo que se exilió en Argentina, allí fue secuestrado en 1976 y aun se ignora su destino como el de tantos y tantas compatriotas que sufrieron la persecución política del terrorismo de Estado y de la coordinación represiva del Plan Cóndor.

Luisa fue una referente de Madres y Familiares de Uruguayos Detenidos Desaparecidos, mantuvo la búsqueda y el reclamo por verdad y justicia hasta al fin de sus días, falleciendo a los 98 años sin conocer el destino de su hijo.

La desaparición forzada es uno de los crímenes de lesa humanidad más graves y el Estado debe actuar sin demoras en el esclarecimiento de las circunstancias de la detención, conocer el destino de las víctimas y recuperar sus restos, así como saber de las razones del deliberado ocultamiento de las acciones ilegítimas llevadas adelante por los agentes estatales.

Las víctimas y sus familiares tienen derecho a la verdad, entendida esta como el esclarecimiento de los hechos violatorios y la determinación de las responsabilidades correspondientes, derecho que también tiene carácter colectivo para toda la sociedad, que merece conocer lo sucedido.

El Estado uruguayo se ha comprometido, al haber ratificado normativa internacional de derechos humanos, a investigar, perseguir y sancionar a los responsables de este crimen y a esclarecer el destino de los detenidos desaparecidos.

El cumplimiento de este deber estatal debe desarrollarse en forma efectiva y con premura pues toda demora en su cumplimiento implica la continuidad de la vulneración a los derechos de las víctimas, de sus familiares y de la sociedad toda.

Luisa, sin dudas será recordada por su compromiso incansable, por su búsqueda y su lucha, la que trascendió lo personal para convertirse en un ejemplo de dignidad y valor.

Fuente: INDDHH

Visto 37 veces
Valora este artículo
(0 votos)